El comenzar una relación de pareja hace que las hormonas se manden solas, no tenemos que “forzar” al cuerpo para que vengas las ganas de estar con esa persona, sólo nace de ambos el iniciar un encuentro sexual, sin embargo, al pasar el tiempo, esta emoción que teníamos en un comienzo no está tan activa como antes, pero esto no quiere decir que no se puede volver a pasar bien con la pareja y menos que no hay solución. Algunos tips para avivar el fuego son los siguientes.

Cada pareja tiene ciertos rituales que sigue antes de llegar a la cama, estos tips no hacen que dejes de hacer lo que ya saben a ambos les gusta, sólo sirven como guía o ideas para ayudarlos a reavivar la pasión que existe entre ambos.

Quiten el horario para tener relaciones, no pongan límites al establecer días y horarios en los que estarán juntos. ¡Sorprendanse!

  • La mayoría de las personas tienen fantasías sexuales, el hablar abiertamente de ellas con tu pareja ayudará a conocerlas y ver la posibilidad de cumplir alguna de ellas.
  • El mezclar romance con el placer ayuda a muchas parejas, una cena romántica, salir a bailar, tener una cita, etc, ayudará a que ambos se deseen.
  • El intentar probar otros escenarios para su encuentro suele funcionar muy bien en las parejas, la cama no es el único espacio que pueden utilizar, es cosa de atreverse.
  • No olviden el cariño en las relaciones, los besos, los abrazos, las caricias son una parte importante en el encuentro sexual, nos indica que le importamos a la persona, ni dejen de lado el cariño.
  • Hay  veces en las cuales no estamos de humor para tener relaciones, pero la pareja sí, es válido complacer al otro, y así otro día nos toca a nosotros.

Recuerden que estas son sólo algunas ideas que pueden probar en pareja, hay cientos de maneras en las que pueden pasarlo bien y demostrar su amor cuanto quieran, lo importante es no dejar de atreverse y jugársela por la relación, anímense a cambiar y experimentar cosas nuevas, después de todo, en una pareja lo que más debe haber es confianza; ¡fuera los miedos!

Lo importante es no dejar de atreverse y jugársela por la relación.